UD Las Palmas × en la web de aficionados del UD Las Palmas.
UD Las Palmas
La red social de aficionados de la
UD Las Palmas

historia de la udlp en sus ascensos y descensos

Antes de crear un nuevo artículo, accede al buscador y comprueba que no tenemos el artículo que intentas crear. Si no existe créalo y si ya existe puedes editarlo para añadir la información que no tenemos. ¡Gracias!

Denuncia

Por favor indica el motivo por el que quieres denunciar el artículo

Por favor, copia y pega el párrafo/s que estás denunciando para localizar el texto dentro del artículo. Gracias.

historia de la udlp en sus ascensos y descensos

Enviar a un amigo

La U.D. Las Palmas se presentó por primera vez ante su público el 9 de octubre de 1949 ante el Marino C.F. El encuentro constituyó un gran acontecimiento deportivo en toda la isla. Se ganó por dos goles a uno y se puede considerar como todo un éxito si se tiene en cuenta que el equipo amarillo solamente había dispuesto de un mes de entrenamiento.
De un cuadro recién formado poco se puede esperar pero el equipo amarillo fue esa pequeña excepción que hace que se confirmen todos los tópicos. Primera campaña y ya se gana por propios méritos una plaza para jugar una liguilla compuesta por los clubs U.D. Las Palmas, Tenerife, Toledo, Ceuta, Imperial de Murcia y Melilla, que nos diera acceso a jugar en la Segunda División. 50-51 ...Y en su segundo año,
primer ascenso a Primera

Esta fecha permanecerá en el recuerdo de todos los aficionados canarios. El 8 de julio de 1951 (menos de dos años después de la fundación del club) la U.D. Las Palmas de la mano de D. Luis Valle conseguiría su primer ascenso a la Primera División. El equipo canario, tercero en la Liga, finalizaría en el primer puesto de la liguilla de ascenso, lo que le daría el pase directo a la máxima competición. Al finalizar la temporada el portero Manolo Montes sería traspasado al Atlético de Madrid, siendo el primer traspaso en toda la historia del club. 51-52 La U.D. Las Palmas paga el tributo
de su inexperiencia en la categoría

El Estadio Insular se vistió con sus mejores galas en el debut de nuestro equipo en Primera División, frente al Real Madrid.
A pesar de haber culminado con todo merecimiento una trayectoria llena de éxitos el año anterior, y reforzar la plantilla con algunos jugadores como Luciano, Nagy, Torres, Beneyto, Macario, Pedrín, etc, la incorporación tardía del guardameta Pepín fue determinante a la hora de evitar el descenso de categoría, retornando ese mismo año a la División de Plata. Por otra parte, como consecuencia de los malos resultados se abrían las fronteras a jugadores foraneos, perdiéndose la filosofía canterana que había prevalecido en el club en sus orígenes. 52-53 Volver a empezar

Son los primeros años como conjunto de la U.D. Las Palmas y no cabe calificar como fracaso el descenso obtenido en la temporada anterior a la División de Plata. La base de su juego se aposenta en la defensa, siendo el equipo menos goleado de la categoría a pesar de ser el cuarto clasificado.
El fichaje del jugador internacional palmero Rosendo Hernández en las postrimerías de su carrera deportiva no fue suficiente aval para iniciar el retorno a la División de Honor. 53-54 Segundo ascenso en
Santa Cruz de Tenerife

Parecía increíble que un equipo con tan sólo cuatro años de existencia hubiera conseguido dos ascensos a la Primera División.
Base del éxito lo fueron el canario Luis Valle y Satur Grech. De igual forma, la incorporación de los jugadores peninsulares Ricardito y Villota dieron mayor profundidad al conjunto. Este segundo ascenso se lograría frente a nuestro eterno rival, el C.D. Tenerife, en el estadio Heliodoro Rodríguez López. 54-55 El aprendizaje marca
el segundo ciclo en Primera

Mediados los cincuenta, la U.D. Las Palmas vuelve a instalarse en la categoría reina, terminando el decenio en ella. Un ciclo de seis temporadas repletas de aprendizaje y madurez esperaban a los canarios, que iniciaban en la 54-55 su segunda etapa en Primera División.
Esta época de espectáculo y esplendor, con visitas de equipos legendarios, vendría marcada por una gran regularidad en cuanto a la clasificación final en los puestos medios de la tabla.
Los defensas Verde y Marcial y los delanteros Sans y Juanito Vázquez, fueron los fichajes más relevantes. 55-56 Solidez, buen juego
y honrosa clasificación


La campaña que nos ocupa vivió grandes momentos llegando a ser líderes de la competición. Y si los canarios también vivieron sus tristezas, como la grave lesión de su magnífico central Juanito Beltrán, las derrotas fueron atenuadas por el contraste con el enorme potencial de equipos punteros como At. de Bilbao, Barcelona, Real Madrid o Sevilla. Aún así, la coherencia se impuso y el buen juego facilitó a Las Palmas una cómoda permanencia. 56-57 Mejorando el juego
y el puesto en la tabla


Los insulares finalizaron la Liga 56-57 en el décimo lugar, mejorando en un puesto su clasificación con respecto a la anterior campaña. Esta fue la mejor posición que lograrían en este segundo ciclo de seis temporadas en Primera, una categoría durísima compuesta por dieciséis equipos de entre los cuales seis solían hacerse siempre acreedores a los primeros puestos de la tabla. La llegada al club de los jugadores Rafael Mújica y Alfonso Silva fue seguida con enorme interés. 57-58 Molowny,
jugador y entrenador


Lo más destacado de esta temporada fue la llegada al club de Luis Molowny, procedente del Real Madrid, que no sólo aportaría su gran calidad como jugador, sino que también llegaría a asumir funciones como técnico en la misma entidad amarilla, en sustitución del técnico vasco Ignacio Urbieta.
La U.D. Las Palmas se hace con los servicios del jugador argentino Larraz. 58-59 Conjurados para lograr
la permanencia

Finalizada la campaña en el puesto catorce, después de haber ganado sólo diez de los treinta partidos disputados, y perdidos dieciséis, el equipo se conjura en el choque de promoción ante el Levante para mantener la permanencia. El choque de vuelta en el Estadio Insular se ponía cuesta arriba y el 0-1 campeaba en el marcador cuando Macario establece el gol del empate que supondría la permanencia en la máxima categoría. Después de realizar una temporada muy regular el defensa Pantaleón es traspasado al Real Madrid. 58-59 Conjurados para lograr
la permanencia

Finalizada la campaña en el puesto catorce, después de haber ganado sólo diez de los treinta partidos disputados, y perdidos dieciséis, el equipo se conjura en el choque de promoción ante el Levante para mantener la permanencia. El choque de vuelta en el Estadio Insular se ponía cuesta arriba y el 0-1 campeaba en el marcador cuando Macario establece el gol del empate que supondría la permanencia en la máxima categoría. Después de realizar una temporada muy regular el defensa Pantaleón es traspasado al Real Madrid. 59-60 Los males se acentúan
y la Segunda espera

Aunque el equipo había conseguido salvarse apuradamente el año anterior, sus males se acentuaron. El club, en proceso de reconversión, echó en falta las numerosas bajas de la campaña anterior. El descenso, al quedar en último lugar de la tabla, fue matemático y directo. Los traspasos de Pepin y Felo al Betis y R. Madrid y de Pantaleón el año anterior mermarían considerablemente al equipo. 60-61 Regreso a Segunda División
y crisis de identidad de nuestro futbol

Tras seis temporadas consecutivas en la Primera División, la Unión Deportiva se ve abocada al descenso. En esta campaña se produce una crisis de identidad de nuestro fútbol al cubrir sus bajas con jugadores veteranos provenientes de la península, cerrando el paso a los nuevos valores canteranos. Todo ello, unido a los malos resultados, trae como consecuencia un éxodo masivo de aficionados de nuestro estadio, circunstancia que agrava considerablemente la economía de la entidad. Al finalizar la temporada el jugador Vicente es traspasado al F.C. Barcelona. 61-62 Un equipo, en
fase de transición

Las huestes amarillas, dirigidas por el legendario Paco Campos, estuvieron a punto de dar la campanada, pero un polémico encuentro frente al Córdoba en el Estadio Insular, con graves incidentes, truncaría nuestras ilusiones, ascendiendo a Primera División el equipo andaluz. 62-63 Muy cerca de cumplir
el objetivo final

Un tercer puesto no fue suficiente. El objetivo prioritario era el de conseguir el ascenso a la máxima categoría pero no fue posible. Hubo tan sólo un equipo que fue capaz de vencerle en el Estadio Insular y ese no fue otro que el club con el que más rivalidad tenía, el C.D. Tenerife, que le devolvería la moneda de su derrota en el Heliodoro Rodríguez López. La U.D. Las Palmas había renovado su plantilla con la incorporación de valores provenientes de la cantera como Guedes, Tonono, Correa, etc, que unido al salto al primer equipo de los más destacados jugadores de la selección juvenil campeona de España como Germán, León, Rafael etc., dieron al conjunto fuerza y solidez. 63-64 El tercer ascenso de Abarán
y la gestación de un gran equipo

¡Por fin se consiguió! Tras cuatro años en la Categoría de Plata en los que la Unión Deportiva se quedó en los primeros lugares de la clasificación, el primer puesto obtenido en esta campaña le dio el pase definitivo a la Primera División, donde permanecería de forma continuada hasta la temporada 82-83. Uno de los artífices del éxito amarillo fue el gran técnico Vicente Dauder. 64-65 De nuevo en
Primera División

Se hicieron largas, pero no fueron muchas las temporadas que los aficionados canarios tuvieron que esperar para volver a ver a su equipo en la máxima categoría.
Y esta vez iba a ser para rato. Nada menos que diecinueve temporadas consecutivas estaría nuestro club en Primera División entrando con fuerza, buen juego, goles y espectáculo. El debut del jugador Paco Castellano frente al F.C. Barcelona marcando a Kocik dejó profunda huella. 65-66 Dauder termina su ciclo en el club
dejando el equipo bien consolidado

Sería la última campaña de Vicente Dauder como técnico de la entidad amarilla sabiendo consolidar al equipo en la División de Honor, fortalecimiento que fue clave para el posterior e insospechado relanzamiento en años venideros. Entre los méritos mas significativos del entrenador valenciano podríamos destacar los debuts de jugadores como Niz, Vicente, Tony, Pepe Juan, etc, chicos provenientes del futbol regional sin experiencia en el contexto futbolístico nacional. 66-67 Últimos titubeos
antes de alcanzar la gloria

Esta temporada dirigió al equipo Juan Ochoa, después del trienio de Vicente Dauder. Fue su único año en la entidad amarilla y a pesar de que su escuadra rindió en un tono aceptable, los malos resultados y el bajo lugar que ocupaba el equipo en la tabla clasificatoria precipitaron su marcha siendo sustituido por el técnico canario Luis Molowny. El equipo canario se hace acreedor al trofeo de la regularidad de la "Challenge Dicen" del periódico deportivo del mismo nombre.
Los fichajes de los jugadores tinerfeños Martín y Jose Juan dan un excelente rendimiento al conjunto amarillo. 67-68 Un tercer lugar en la clasificación
que pudo ser primero...

Fueron años de gloria para el equipo isleño. Pese a que Luis Molowny había formado un magnífico bloque, nadie apostaba por ellos tras las últimas temporadas, cuando el equipo canario había tenido que luchar hasta el final para evitar el descenso. Un polémico gol en el Bernabeu, con un nefasto arbitraje, truncó nuestras máximas aspiraciones de obtener el título de liga.
La U.D. Las Palmas consigue el Trofeo Caballero al proclamarse máximo goleador del campeonato de liga. La incorporación de Gilberto II procedente del C.D. Tenerife resultaría decisiva y fundamental en el medio campo amarillo. 68-69 El reinado de Luis Molowny.
Los éxitos llegan a la isla

Parecía difícil igualar los éxitos del año anterior, pero no sólo se igualaron sino que se superaron. Se lograron los mismos puntos pero este año la U.D. Las Palmas, dirigido por el técnico canario Luis Molowny, conseguiría la mejor clasificación en su historia liguera. Como resultado de su excelente clasificación en el Torneo de la Regularidad, participa en la Copa de Ferias. 69-70 La U.D. Las Palmas comienza
su aventura europea

Tras permanecer un par de temporadas en los puestos más altos de la Liga española, la U.D. Las Palmas se vería relegada a la novena posición de la tabla clasificatoria, siendo sustituido el técnico Luis Molowny por Rosendo Hernández. Como consuelo, la U.D. jugaría la denominada por aquel entonces Copa de Ferias, siendo eliminada en la primera ronda frente al Hertha de Berlín. En el partido de ida, disputado en el Insular, el equipo amarillo empataría a cero goles, mientras que en Berlín perdería por un gol a cero. 70-71 Comienza la década
de los años setenta marcados
por la irregularidad y la tragedia

Comienza la temporada el palmero Rosendo Hernández quien había sido renovado en su cargo. Como gran defensor de los jóvenes valores de la cantera canaria, muy pronto hace debutar a Melián y Carmelín, en el primer partido de liga frente al Atlético de Madrid. Sin embargo una serie de resultados negativos que tienen su detonante en la derrota a domicilio frente al Celta de Vigo precipitan su marcha tomando las riendas del equipo el argentino Héctor Rial. En una temporada marcada por la irregularidad y la tragedia del fallecimiento de Juanito Guedes, nuestros jugadores, sobreponiéndose a toda adversidad, obtendrían un decimocuarto puesto en la clasificación final. 71-72 Vuelve a los puestos
nobles de la clasificación

La Unión Deportiva regresaría en esta temporada a una alta posición en la tabla clasificatoria, en concreto al quinto puesto. La clave de la temporada estuvo en el fortín que tuvieron los amarillos en el Estadio Insular, donde tan sólo cedieron una derrota frente al F.C. Barcelona. Habría que significar los planteamientos innovadores del técnico francés Pierre Sinibaldi y la excelente preparación física de nuestros jugadores. Regresaba de nuevo a la isla procedente del Real Madrid el guardameta Antonio Betancor.
Los juveniles de la U.D. Las Palmas dirigidos por Manolo Torres se proclaman campeones de España en Madrid. 72-73 Una campaña
muy poco “afortunada”

Campaña mediocre para los intereses canarios, que finalizaron en un puesto medio en la tabla. En la Copa del Generalísimo las cosas tampoco salieron bien al equipo insular, donde perdió en los dieciseisavos de final frente al Elche. Cabe destacar el partido que ganaron los amarillos en el Insular frente al F.C. Barcelona por dos a uno.
En la Copa de U.E.F.A. se elimina al potente equipo italiano Torino y al Slovan de Bratislava siendo eliminados por el Twentee de Holanda. 73-74 El sueño de la Copa
lo borra el Real Madrid

Tan sólo un partido ganó la Unión Deportiva fuera del Estadio Insular, lo que supuso que el equipo obtuviera una mediocre clasificación. Su hecho más sonado de la temporada fue el alcanzar las semifinales de la Copa del Generalísimo perdiendo las mismas con el Real Madrid por cinco a cero y dos a uno, dejando escapar una oportunidad única de meterse en una gran final. 75-76 El Insular se convierte
en un excelente fortín

La Unión Deportiva se mantuvo en la Primera División gracias a los magníficos resultados obtenidos en el Estadio Insular ya que los amarillos actuando como equipo visitante no realizaron un gran papel. Los hombres de Heriberto Herrera mostraron sus carencias ofensivas a lo largo de la temporada y fueron de los equipos que menor número de goles anotaron.
El equipo amarillo sería eliminado por la Real Sociedad en los cuartos de final de la Copa del Rey. 76-77 La llegada de los argentinos
pródiga en momentos estelares

La llegada del astro argentino Miguel Angel Brindisi, unido a la de los jugadores de la misma procedencia llegados en años anteriores como Quique Wolf, Carnevally, Morete, Verde, Fernández, etc, dan al conjunto canario una filosofía diferente. La U.D. Las Palmas dirigida por el técnico Roque Olsen queda en cuarta posición en la liga, siendo ésta su tercera mejor clasificación en la historia del club. 77-78 La U. D. Las Palmas pierde
la final de la Copa del Rey
frente al F.C. Barcelona

Si algo ha quedado en la retina de los aficionados con referencia a esta temporada es sin duda nuestra participación en la final de la Copa del Rey, siendo derrotados por el F.C. Barcelona.
La U.D. Las Palmas, dirigida esta temporada por el prestigioso técnico Miguel Muñoz, alcanzaría un meritorio séptimo puesto en la competición liguera.
En su último concurso en la copa de la U.E.F.A. vence al equipo Yugoslavo del Sloboda de Tuzla para caer eliminado por la mínima diferencia frente al conjunto inglés del Ipswich Town. 78-79 Nuevamente en los
puestos más altos

Al igual que en la temporada anterior, la Unión Deportiva Las Palmas consiguió estar en los primeros puestos de la clasificación gracias a los triunfos obtenidos en su propio estadio y donde tan sólo cedió dos derrotas. El gran equipo formado encajó muchos goles como visitante y esto le restó los puntos necesarios para estar en lo más alto de la tabla, objetivo que con mayor ambición se pudo haber conseguido. 79-80 escenso en picado
hasta el puesto doce

Empieza el declive del equipo canario en la máxima categoría del fútbol nacional. La ausencia del jugador Brindisi, que había regresado a su pais natal y el traspaso de Wolf al Real Madrid el año anterior, había mermado de forma considerable nuestro conjunto. Tambien influiría la contratación de un nuevo técnico, Antonio Ruiz, que carecía de la experiencia que poseía Miguel Muñoz en el contexto futbolístico nacional. 80-81 ...Y los amarillos
empiezan a tropezar

El club afronta la temporada ajustándose a una política económica restrictiva pagando un alto tributo al no renovar a las estrellas del conjunto insular que habían causado baja en la entidad. Se decide cambiar de entrenador con la finalidad de obtener el revulsivo adecuado contratando a un técnico de la casa: Jose Manuel León. Pero, aunque se consigue paliar en algo la grave situación no se logra enderezar el rumbo del equipo que había comenzado su agónico declive.
Para agravar la Temporada la U.D. Las Palmas es doblegada por primera vez en su historia a manos del C.D. Tenerife en una eliminatoria copera no exenta de polémica. 81-82 El equipo canario
y la crónica de una muerte anunciada

Las deficientes actuaciones de nuestro equipo y su baja clasificación en la tabla desde el comienzo de la década de los ochenta, hacían presagiar una gran debacle.
El entrenador José Manuel León presenta la dimisión retornando a la entidad amarilla Heriberto Herrera, quien a pesar de sus graves problemas de salud, logra garantizar la permanencia en el último partido de liga en el Estadio Insular frente al Real Valladolid. 82-83 Fatídico descenso del equipo amarillo
tras diecinueve temporadas
consecutivas en la División de Honor

No podía ser de otra forma. Se había confiado excesivamente en la suerte de temporadas precedentes, suerte que este año sería totalmente esquiva con el conjunto canario.
El técnico amarillo José Manuel León trata inevitablemente de enderezar el rumbo de la nave tras la aciaga campaña comenzada por Walter Scocik, pero los resultados no fueron los esperados, consumándose el fatídico descenso en el último partido de liga frente al Atlético de Bilbao tras diecinueve temporadas consecutivas en al División de Honor 83-84 Una cura de humildad

La U.D. Las Palmas regresaba a la Segunda División tras veinte años de ausencia. El undécimo puesto obtenido en la clasificación no era el previsto por los rectores amarillos, que habían contratado a un técnico de prestigio como Héctor Núñez. Era indudable que nos faltaba humildad en la nueva categoría.
Se incorporan al equipo varios jugadores foráneos, entre los que destacaba el chileno Jorge Contreras, delantero de gran sabiduría futbolística y excelente especialista en los lanzamientos de faltas y penas máximas. 84-85 Cuarto ascenso a Primera División
con el técnico Roque Olsen,
estableciendo todos los records

Primer clasificado de la Segunda División y cuarto ascenso a la categoría reina, obtenido cinco jornadas antes de finalizar la competición, en un partido jugado frente al Castilla en el Santiago Bernabéu.
Roque Olsen vuelve al banquillo amarillo y se notan en el terreno de juego sus enseñanzas. En el Insular el equipo resulta inexpugnable y no pierde ningún partido. Fuera de su estadio pierde tan sólo cinco encuentros, siendo esta campaña una de las más regulares en toda la historia del club. 85-86 Ruiz Caballero y Germán Dévora
Dejan un grato recuerdo

A pesar de haber ascendido con todos los honores el año anterior se prescinde de los servicios del técnico argentino Roque Olsen, contratando a Pepe Alzate, que tras una decepcionante primera vuelta, es sustituido por el entrenador auxiliar Germán Dévora y Ruiz Caballero, quienes inician la remontada con actuaciones espectaculares ante grandes conjuntos como el F.C. Barcelona 3-0 y Real Madrid 3-4, lográndose felizmente la anhelada permanencia.
A principios de temporada el club canario se hace con el fichaje del jugador internacional argentino Insua, quien no logra aclimatarse al equipo regresando a su país de origen tras rescindir su contrato unilateralmente, siendo declarado en rebeldía. 86-87 La U.D. Las Palmas evita
el descenso en el play off

El equipo canario se jugaría su permanencia esta temporada en un dramático play off de descenso a Segunda División quedando en segundo lugar tras el Sabadell y delante de clubs de la solera de un Osasuna, Bilbao, Racing de Santander o Cádiz.
A pesar de ello nuestro equipo fue el más goleado de la categoría siendo cesado el entrenador Ferenc Kovacs. Para su relevo se contaba una vez más con la inestimable colaboración de Germán Dévora. 87-88 La última temporada
en Primera División

Como consecuencia de la irregular marcha en la competición liguera, nuestro equipo descendería nuevamente a la Segunda División tras ocupar el último puesto en la clasificación.
Poco fútbol se vio en esta campaña en la que Roque Olsen, que había sustituido a Germán Dévora, poco pudo hacer para acoplar a los jugadores a su sistema.
La U.D. Las Palmas se hace con los servicios del jugador del Honved Sport Club de Hungría Laszlo Dajka, siendo su aportación escasa, no cubriendo los objetivos para los que fue contratado. 88-89 El equipo amarillo realiza
una mediocre camapaña

Un deficiente duodécimo puesto en la clasificación fue el balance de esta campaña en Segunda División, donde nuestro equipo resultó ser uno de los conjuntos más goleados.
El entrenador amarillo Álvaro Pérez es sustituido a mitad de temporada por Germán Dévora. En la Copa del Rey la U.D. Las Palmas estuvo exenta en las tres primeras rondas siendo eliminado en la primera eliminatoria frente al Atlético de Madrid.
Procedente del Real Madrid y avalado por inmejorables referencias de Luis Molowny, ingresa en la entidad amarilla en condición de cedido el guardameta guipuzcuano Julen Lopetegui. 89-90 El once canario no
encuentra el camino

Aunque se mejoró en mucho la campaña anterior, la U.D Las Palmas dirigida por el técnico valenciano Paquito, careció de confianza y ambición siendo su bagaje atacante desolador.
Con sólo dieciséis años - el debutante más joven en toda la historia del club - juega su primer partido en el equipo amarillo el canterano Orlando. 89-90 El once canario no
encuentra el camino

Aunque se mejoró en mucho la campaña anterior, la U.D Las Palmas dirigida por el técnico valenciano Paquito, careció de confianza y ambición siendo su bagaje atacante desolador.
Con sólo dieciséis años - el debutante más joven en toda la historia del club - juega su primer partido en el equipo amarillo el canterano Orlando. 90-91 La debacle se observa
en el horizonte

Las aspiraciones del equipo isleño de alcanzar los más altos puestos de la clasificación, para poder así optar a la plaza que le otorgara el ascenso a la máxima categoría, quedaron desvanecidas debido a una mala campaña.

Los hombres del sevillano Manolo Cardo no dieron la talla y el equipo obtuvo una discreta decimoquinta posición. Esta fue una temporada premonitoria de los males que vendrían. 91-92 La U.D. Las Palmas desciende a 2ª B
en la peor temporada de su historia

Año nefasto para los intereses del club amarillo, que se vio obligado a descender de categoría. Durante la temporada fue precisa la contratación de cinco entrenadores: Brindisi, Germán, Roque Olsen, Benito Joanet y José Manuel León. El equipo ocupó la última posición de la clasificación.
Después de una notable reacción con Roque Olsen, que se vió obligado a dejar el club posteriormente como consecuencia de su grave enfermedad, el conjunto canario sucumbió estrepitosamente en la peor temporada de su historia. 92-93 El denominado ”Tractor Amarillo”
y la reconversión del club
en Sociedad Anónima Deportiva

Concluida la Temporada 91-92 con el descenso de nuestro equipo a Segunda División B el club amarillo atraviesa uno de los momentos más difíciles de toda la historia. Gracias a la eficaz labor del primer consejo de administración de la U.D. Las Palmas presidido por Luis Sicilia García, el apoyo incondicional del cabildo y el loable gesto de todo el pueblo canario, el club pudo solventar el proceso de reconversión en sociedad anónima deportiva.
Un equipo formado en su inmensa mayoría por jóvenes canteranos conocido por "El Tractor Amarillo" dirigido por el técnico canario Alvaro Pérez, que cumplía su segundo ciclo en el club, realiza una magnífica liga regular, no respondiendo, sin embargo a las expectativas en la liguilla de ascenso a 2 A. 93-94 Un segundo intento
y un nuevo fracaso

En esta temporada se contratan los servicios del técnico vasco Iñaki Saez, que venía avalado por su excelente labor a cargo de los equipos filiales en la escuela de Lezama. Su aportación no pasó de discreta, no pudiendo conseguir el objetivo final al perder ambas confrontaciones con el Salamanca, que ascendería a la Segunda División. 94-95 A la tercera
no va la vencida

Tras finalizar la temporada 1993-94 un nuevo Consejo de Administración, presidido por Fernando Arencibia y con posterioridad Adrián Déniz, toma las riendas del club. En su primera temporada se contratan los servicios del técnico Boronat, que es cesado en su cargo y sustituido por Castellano, con el que se consigue la eliminación del C.D. Tenerife en la Copa del Rey.

Sin embargo, el técnico canario no tiene tanta fortuna en la liguilla de ascenso, donde es cesado, haciéndose cargo de nuevo del equipo Iñaki Saez. 95-96 Inolvidable encuentro frente
al Elche en el Martínez Valero
y el resurgir de una nueva ilusión


Una temporada planificada de forma rigurosa por el consejo de administración y el equipo técnico dirigido por Pacuco Rosales obrarían el milagro.
La U.D. Las Palmas en el inolvidable encuentro frente al Elche en el Martínez Valero ponía el broche final a una excelente liga regular y liguilla de ascenso a 2A.
Esta memorable victoria venía a significar el resurgir de una nueva ilusión. La emoción en toda la isla fue indescriptible congregándose una gran multitud en todos los puntos neurálgicos de la ciudad para dar la bienvenida a los héroes de tan merecida gesta. 96-97 Una nueva etapa
en la categoría de plata


La U.D. Las Palmas afronta su retorno a Segunda División con firmes aspiraciones de ascenso y para ello refuerza considerablemente su plantilla con jugadores de prestigio como Simionato, Walter Pico y especialmente Turu Flores. Los empresarios llegan al club con muchas ilusiones, dotando a la entidad de una infraestructura de la que antes carecía. En el terreno deportivo, el equipo no consigue aclimatarse a la categoría y sus piezas no logran conjuntarse siendo sustituidos los técnicos Pacuco Rosales y Ángel Cappa, terminando la temporada Paco Castellano, que obtiene un séptimo puesto en la clasificación. 97-98 El equipo amarillo es superado
por el cuadro ovetense en la promoción


Tras una irregular campaña bajo la dirección del técnico Mariano García Remón, la U.D. Las Palmas consigue finalmente clasificarse para la promoción a Primera División. Su rival es el Real Oviedo, que vence al equipo isleño en el viejo Carlos Tartiere, por el contundente resultado de tres a cero y aunque el once canario vendería cara su derrota en el partido de vuelta no podría superar la eliminatoria, desvaneciéndose el sueño de jugar en primera. 98-99 En el año del cincuentenario
no se cumple el anhelado objetivo


Después de un comienzo esperanzador en los primeros puestos de la clasificación, la U.D. Las Palmas se va difuminando progresivamente, con resultados muy irregulares y problemas internos que propician la destitución del entrenador canario Paco Castellano, siendo sustituido por el técnico del filial Juan Antonio Quintana, quien a pesar de su enorme voluntad no consigue cambiar el rumbo de los hechos. 99-00 En una liga muy disputada
La U.D. Las Palmas consigue
su quinto ascenso a Primera División


La contratación del técnico croata Sergio Kresic sería fundamental en la elaboración de la nueva plantilla. Jugadores experimentados como Olías, Jaime Quesada, Jaime Molina o Jarni se unían a otros jugadores en plenitud de juego configurando un equipo sólido y efectivo.
La competición liguera estuvo marcada por la gran irregularidad de todos los equipos no destacándose un ganador hasta final de temporada, donde los amarillos sumaron trece de los quince puntos en juego. 00-01 El equipo amarillo de nuevo
entre los grandes del fútbol nacional


Tras doce largos años de ostracismo, la U.D. Las Palmas regresa a la categoría que núnca debió perder.
La pasada temporada, 2000-2001, el equipo canario realiza una excelente primera vuelta en la liga llegando a integrar puestos de U.E.F.A. para decaer considerablemente en la recta final del campeonato donde obtiene un onceavo puesto en la clasificación final.

Página creada por cubaldo1952

Es probable que este artículo contenga material de la Wikipedia este material se usa de acuerdo a los términos de la licencia libre de documentación GNU